AnálisisArtículos

2023: Reflexionar para avanzar ante la adversidad

Y vaya que fue un año bastante intenso, digno de reconocimiento en muchos aspectos y en otros puntos de una necesaria autocrítica. Sin duda la realidad es tan cambiante y más en los periodos electorales por la silla grande, pero lo hemos vuelto a hacer, pese a todas las complicaciones salimos adelante y no hace mucho que festejamos nuestro décimo aniversario, es cierto que de lo que se tenía proyectado desde el inicio quizás no resulto ser del todo posible… Pero realmente no existe un manual de cómo hacer una organización, ganar una revolución, ni formula mágica que sea infalible. Llegar hasta aquí y seguir luchando solo es posible por tres factores fundamentales y esos son: el pueblo que es solidario, los colaboradores de la organización y sus militantes, estos diez años fueron posibles gracias a todos nosotros.

Este año puso a prueba la firmeza de nuestros compañeros e integrantes, a diferencia del 2022 que fue un año donde ganamos la sentencia de Edmundo y Gabriel, el caso del IEMS, entre otras actividades que se pueden ver en esa editorial, este año resulto ser más complicado y es que no todo podía ser miel sobre hojuelas, también la derecha y el Estado no se iban a quedar con las manos cruzadas permitiendo que les arrebatáramos más victorias, ya suficiente tienen con que la sedena tenga que comparecer ante la fiscalía federal como resultado de la presión política en  las reuniones de la Comisión Especial de Búsqueda, le guste o no. Y fue así como algunos de nuestros integrantes llegaron a ciertos límites, algunos de salud y otros de voluntad, eso sin duda nos sirvió para saber que hoy los que estamos seguiremos, más unidos y consolidados. Y para saber que a lo largo de estos diez años los que se han salido o fueron expulsados, nos legaron experiencias invaluables para no volver a cometer los mismos errores y poder seguir mejorando en nuestro trabajo.

Podríamos hacer un balance muy general de todo lo que hemos perdido y ganado a lo largo de este año, podríamos empezar mencionando los atentados contra el Movimiento de Unificación y Lucha Triqui mult las ejecuciones de Gertrudis y Glicerina, a los compañeros del Frente Nacional de Lucha por el Socialismo fnls a quienes les desaparecieron Daniel Gómez (presentado con vida), ejecutaron a Gregorio de la Cruz, Higinio Bustos sigue preso y Fidencio sin aparecer… Para nuestro caso la detención de dos integrantes (libres casi de inmediato) la pérdida del cubículo estudiantil y ciertos problemas al interior de la organización. Y quizás hayan faltado cosas por mencionar, pero de todo esto no debemos hacer un “mar de lágrimas”, así como el año pasado obtuvimos grandes victorias. En este año nos tocó recibir golpes, sin embargo a pesar de ellos debemos seguir, tenemos muchas tareas y trabajo que hacer.

No podemos reducir nuestra existencia a los triunfos y errores que hemos cometido, ni confiarnos tras algunas victorias, sabemos que somos una espina para el Estado y que nos pondrá a prueba. Debemos obtener de nuestros errores aprendizaje y nos dejar que se conviertan en una derrota moral.

Ya sabíamos que la salud mental es algo fundamental para la lucha, diría Vladimir Lenin “Una mente sana requiere de un cuerpo sano y viceversa, un cuerpo sano requiere de una mente sana”, por lo que no debemos pasar ni por poco la necesidad de atendernos, por el bienestar individual que afecta a la colectividad, un integrante que no goce de buena salud difícilmente podrá hacer un buen trabajo y también un militante que se aislé de sus compañeros y del pueblo necesita reafirmar su identidad con la colectividad. Parece ser una tarea sencilla, porque ¿A quién le gusta sentirse mal? O ¿A quién le gusta estar solo? Pero sabemos que es algo complicado de entender, pero no estamos solos, no seremos millones todavía, pero los que estamos tenemos por tarea apoyarnos, al final somos la suma de cualidades y defectos de quienes conformamos a la olep así que no podemos tirar la toalla y debemos continuar porque la democracia popular y el socialismo no se construyen de la nada.

Y aunque realmente en este año no hubo como tal “triunfos” significativos nuestro trabajo continuó y nos encontramos sembrando la semilla que en unos años va a volver a germinar, nuevas tareas y espacios nos esperan, pero no debemos perder la calma, fueron 16 años para el caso de Edmundo Reyes Amaya  y Gabriel Alberto Cruz Sánchez, 7 años para el triunfo frente al iems, ahora nos toca acortar ese tiempo y ampliar esas victorias, pero sin perder de vista que entre más avanzamos la embestida también lo será, no hay mejor método para medir nuestro avance que el nivel de la represión, que es proporcional al costo que le cargamos al Estado.

Este año es para reflexionar arduamente sobre nuestros aciertos y errores, no para caer en la conmiseración por si tenemos o perdimos algo, es para entender lo sucedido y no volver a caer en los mismos errores, este año nos debe de hacer entender la necesidad de ampliar nuestro trabajo, de ser más creativos en la forma de vincularnos con el pueblo y de atender todas las necesidades de salud, física o mental, aun seguimos en el último año de la 4T y no en los tiempos de Peña o Calderón, el año que viene con la sucesión presidencial y las nuevas gobernaturas marcará un cambio a nivel nacional, así que no tendremos el lujo de confiarnos y atomizarnos, es momento de crecer y consolidarnos.

El 2024 nos aguarda y los cien números de Fragua, por lo que debemos recibir este nuevo año con el puño en lo más alto, con la frente hasta arriba, con mucha firmeza y energía para luchar, la libertad de Higinio, la justicia para los ejecutados y la presentación con vida de Edmundo, de Gabriel, de Fidencio y todos los desparecidos se logrará por la lucha organizada, no por las buenas voluntades ni la gracia divina, está en nuestras manos materializar esas demandas.

¡Contra el despojo, la represión y la explotación; resistencia, organización y lucha por el socialismo!

Contacto:

olep.contacto@gmail.com
fragua.olep@gmail.com
Facebook: olep.fragua

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 × 2 =