Episodios magonistas

Buscar y aprender de la historia

“Son […] las actividades
revolucionarias […] de los magonistas
el punto de arranque
donde hay que colocar […]
los antecedentes contemporáneos
de una conciencia socialista,
propia, nacional,
de la clase obrera mexicana”

José Revueltas,
Ensayo sobre un proletariado sin cabeza

La dictadura antipopular de Porfirio Díaz, acrecentó la radicalización de una de las revoluciones agrarias más destacadas del siglo xx, la mexicana, recordaremos con nuevos bríos uno de los sectores transcendentales de la revolución: fueron perseguidos, encarcelados, traicionados, acosados y eliminados, por las fuerzas del régimen porfirista y del Imperio yanqui: los hermanos Magón, Praxedis Guerrero, Juan Sarabia, Librado Rivera, Anselmo L. Figueroa, R. Bustamante, Santiago de la Hoz y otros integrantes del Partido Liberal Mexicano (plm).

El plm organizó los levantamientos de 1906-1908 en diferentes estados de la república mexicana; fue además una corriente ideológica, el magonismo, y construyó un ejemplo de prensa revolucionaria por medio de Regeneración. Su programa de lucha fue la plataforma de reivindicaciones más avanzado de la época y contenía las aspiraciones económicas, políticas y sociales que sostuvieron el proceso revolucionario, demandas proletarias y agrarias que inspiraron los fundamentos de la Constitución de 1917.

Desde principios de siglo xx en 1903 la consigna de la antireelección–antiporfirismo formó parte de las demandas populares que movían a la oposición. El plm fue el precursor de la consigna que después enarbolaría Madero y su partido antireeleccionista.

Una vez ubicado que el plm y el magonismo eran un peligroso enemigo de clase, el gobierno de Díaz, así como el propio imperio norteamericano, los gobiernos de Taft y Wilson,  desataron a las fuerzas más reaccionarias en su contra, los gobiernos norteamericanos mostraron su política hostil e intervencionista, su preocupación por salvaguardar sus  inversiones en la zona fronteriza, así como su intranquilidad por la participación de los militantes del plm en el sindicalismo de los obreros norteamericanos y la solidaridad que estos les brindaban a sus hermanos de clase que editaban Regeneración, su periódico independiente de combate.

En 1905 varios militantes del plm son obligados a emigrar a San Luis, Missouri, ahí crean la Junta organizadora del Partido Liberal Mexicano y en septiembre de 1906 se publica un manifiesto llamando a la lucha armada contra la dictadura de Díaz y se lanza un programa con demandas. Ese mismo año organizan un levantamiento en El paso, Chihuahua, llamando a soldados del ejército federal a rebelarse contra el dictador; otros lugares de su acción fueron Ciudad Jiménez, Coahuila, pero un espía informó a la policía norteamericana, y Acayucan, Veracruz donde atacaron la plaza, el plm pierde en esta acción a más de 200 hombres, los prisioneros son enviados a la cárcel y centro de tortura de San Juan de Ulúa, en el puerto de Veracruz.

Estos levantamientos preocuparon seriamente al Imperio, por tanto infiltran agentes en los grupos magonistas para saber la actuación de los núcleos organizativos. Es contratada por el gobierno de Díaz la agencia Pinkerton que se dedicó a infiltrar al partido liberal en la frontera, perseguir y detener a la mayoría de sus dirigentes, iniciando esto en Los Ángeles, California. Ricardo Flores Magón escapa y continúa su actividad revolucionaria en Arizona y Texas.

Durante 1907 estallan una serie de huelgas en el país: Santa Rosa en Orizaba y en Río Blanco, Veracruz, dando señales de una coyuntura favorable en los sectores proletarios, al siguiente año (1908), en la primavera aparece el libro México bárbaro de John Kenneth Turner donde publica los testimonios de la venta de indios de las tribus yaquis y mayos, que fueron trasladados a Yucatán al puerto de Progreso, para la venta como esclavos en Cuba. Ese libro propició un escándalo en la prensa burguesa de este periodo y dio elementos de protesta a los rotativos de oposición, que manifestaron su indignación y radicalizó sus posturas.

Al mismo tiempo aumentó la agitación y el protagonismo de la clase pequeña burguesa ilustrada de la ciudad, se sentía su presencia en torno a la protesta hacia la guerra en contra los yaquis y su descontento cada vez mayor por tener cerrados los espacios de participación política.

Posterior a una de las tantas detenciones de Ricardo Flores Magón y Librado Rivera en los Estados Unidos acaecida el 23 de agosto de 1907, su hermano Enrique y Praxedis Guerrero, entre otros de sus compañeros, realizaron un plan de insurrección en poblados fronterizos de Coahuila y Chihuahua, el 25 junio de 1908 se realizó el ataque a Viesca (Coahuila), la
toma del pueblo, destruyeron los rebeldes la comandancia de policía, liberaron a los presos, pero la mayoría de los rebeldes fueron tomados presos, fusilados o colgados. Al día siguiente 26 de junio atacaron el pueblo de las Vacas en donde los esperaban 300 soldados, fueron derrotados. En octubre atacaron el pueblo de Jiménez cerca de El Paso, aproximadamente 3,000 hombres y ya los estaban esperando fuerzas militares superiores, gracias a la información producto de la infiltración en los grupos rebeldes.

Es de una enorme actualidad releer los artículos de Práxedis G. Guerrero, publicados en Revolución y Punto Rojo, agrupando una significativa muestra contundente del periodismo político, con información de primera mano de los sucesos en la insurrección. Episodios Revolucionarios es hoy una fuente de primera mano de la lucha armada, cada relato rescata acciones, nombres, héroes populares, armamentos, carabinas y cartucheras sin parque y un gran sacrificio de los revolucionarios, al verse superados, por armas, parque y hombres, a los que enfrentaron con valentía, los combatientes más jóvenes contaban con 15 años. El evento fue saludado con optimismo por Ricardo Flores Magón en Regeneración, señalando que las acciones fueron “las primeras rachas de su aliento formidable”.

Y eso fueron los esfuerzos organizativos y de combate realizados por todos los integrantes del plm, “las primeras rachas de su aliento formidable”, del aliento revolucionario de las masas campesinas y obreras que participaron en estos intentos de insurrección y que posteriormente se incorporaron a las diferentes fuerzas populares encabezadas por Emiliano Zapata y Francisco Villa. La crítica a los errores y deficiencias del plm nos deben servir para iluminar el camino de la clase proletaria y campesina que hoy busca nuevamente la destrucción de la dictadura del capital que sigue gobernando su destino.

Contacto:

olep.contacto@gmail.com

fragua.olep@gmail.com

Facebook: olep.fragua

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

18 + twenty =