ArtículosLa voz del PuebloMujeres construyendo el futuroMujeres construyendo historia

Mujer, comerciante y socialista

Formar parte de la Organización de Lucha por la Emancipación Popular (OLEP) es motivo de gran orgullo y, a la vez, de una enorme responsabilidad para mí, una mujer de 45 años y comerciante.

Conocí esta organización en una actividad político-cultural, en medio de un proceso que involucraba a mujeres despedidas. Nunca había participado en algún colectivo u organización. En un principio, me acerqué movida por un acto de solidaridad hacia mis compañeras trabajadoras. Sin embargo, durante estos casi 7 años que he formado parte de la organización, he adquirido aprendizajes invaluables. Los conocimientos compartidos por mis compañeros sobre el marxismo-leninismo son fundamentales cuando se trata de transformar la realidad de millones de personas que viven bajo el yugo y la brutalidad del capitalismo.

En este tiempo, he comprendido lo esencial de la lucha colectiva. He entendido que mi mundo no se limita a mi familia y seres queridos, sino que nos formamos y transformamos en esta colectividad que es mucho más amplia y que abarca a todos los que son víctimas del voraz capitalismo.

En este trayecto, hemos aprendido a escribir artículos para nuestro querido Fragua, un proceso que, para aquellos de nosotros que no somos estudiantes, implicaba un reto enorme. Sin embargo, la lucha por el socialismo nos pertenece a nosotros, el pueblo, y con práctica lo hemos logrado.

En la actualidad, formo parte de la comisión de edición, pero también en una época fui encargada de la misma. En nuestra organización, mujeres y hombres somos iguales y aprendemos a asumir responsabilidades.

Durante estos 7 años, he abrazado la lucha por los detenidos desaparecidos, en particular el caso de los revolucionarios Gabriel Alberto Cruz Sánchez y Edmundo Reyes Amaya. También hemos peleado por la libertad de los presos políticos. Nos hemos lanzado a las calles de forma consciente para pegar carteles con sus rostros, hemos estado presentes en diversas actividades por la presentación con vida de todos los detenidos desaparecidos de todo el país, hemos exigido la liberación de los presos políticos que luchan por la tierra colectiva y luchamos también por salario justo, salario digno y seguridad social para todas y todos.

La OLEP está a punto de cumplir 10 años y no nos queda más que seguir reafirmando nuestras ganas de luchar por un mundo mejor para nosotros y para las nuevas generaciones. A veces hay retrocesos y otras veces avanzamos, pero desde lo más profundo de nuestros corazones decimos que nunca nos rendiremos, porque luchamos por el pueblo, ese que te tiende la mano cuando más lo necesitas, ese pueblo que sabe que las cosas no van bien y que está decidido a luchar.

Si estás leyendo el Fragua por primera vez, te invito a conocer nuestro Programa Mínimo de Lucha para que veas nuestras propuestas concretas, realizables incluso dentro del capitalismo. Si eres un lector continuo, sigamos luchando y trazando el camino hacia el socialismo, el único camino hacia una verdadera democracia donde sea el pueblo el que realmente mande.

Seguimos y seguiremos trabajando incansablemente para hacer realidad nuestros anhelos de justicia.

¡Luchar, luchar con dignidad, con el pueblo organizado luchar hasta vencer!

Contacto:

olep.contacto@gmail.com
fragua.olep@gmail.com
Facebook: olep.fragua

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 − 3 =