Pronunciamiento en el marco del Día Internacional del Trabajo

Ciudad de México a 30 de abril de 2021

Al pueblo mexicano

A las organizaciones populares, independientes y de derechos humanos

A los sindicatos independientes

En el marco del 1 de mayo, volvemos a tomar las calles para exigir los derechos laborales del pueblo. Bajo las consignas de ¡Trabajo digno, salario justo y seguridad social! ¡Subcontratación, nunca más! Y ¡Justicia laboral, ya! Enarbolamos las banderas de la lucha por mejorar las condiciones inmediatas de vida del proletariado y alcanzar nuestra meta histórica: la democracia popular y el socialismo.

El recuerdo de los trabajadores martirizados en Chicago se actualiza con las penurias que aún vive nuestra clase; la explotación contra la que lucharon aquellos trabajadoras anarquistas y socialistas no dista mucho de la experiencia de vida de millones de mexicanos quienes ven negados sus derechos, con jornadas de hasta 11 horas diarias y salarios de hambre.

En nuestro país el salario de la mayoría de los mexicanos en edad de trabajar no rebasa los $7,000 pesos mensuales y para poco más del 20% es incluso menor a los $5,000, mientras multimillonarios como Carlos Slim (55,930 mil millones de dólares) o Salinas Pliego (12,520 mil millones de dólares) aumentaron su fortuna en 7% o German Larrea (27,110 mil millones de dólares) que pese a la pandemia incrementó sus millones en un 146.5% pasando a ser, de nuevo, la segunda persona más rica del país tan sólo después del dueño de Telmex.

Mientras la pandemia no hizo más que agudizar y empeorar la pobreza del pueblo, los millonarios incrementaron sus ganancias ¿qué contradicción no? Sin embargo, esto es norma en el capitalismo.

Aún con las reformas de 2019 en materia de justicia laboral y democracia sindical, las condiciones de vida del pueblo no han mejorado demasiado y la nueva justicia laboral parece que no es más que un sueño o letra muerta pues esta aún no llega para la mayoría de los trabajadores del país so pretexto de la pandemia y de una “primera etapa” donde sólo ocho estados han sido “beneficiados” por la reforma.

Ni que mencionar del tema sindical pues aún vemos a los charros de toda la vida sentándose a la mesa de negociación con los empresarios y el gobierno mientras que los trabajadores que buscan organizarse siguen siendo despedidos y hostigados tanto en el ámbito privado como en el público.

Del mismo modo, la última reforma en materia de subcontratación, la cual fue negociada entre los empresarios, los charros (y uno que otro neocharro) y el gobierno si bien es un avance respecto a la anterior reforma laboral neoliberal tampoco tiene mucho filo y todavía fue peinada por el poder legislativo para acotar aún más su alcance dejando un gran campo para continuar con la práctica de la subcontratación, ahora bajo el nombre de “trabajos especializados”.

Sin embargo, tanto la reforma de 2019 como la nueva reforma en materia de subcontratación deben de ser nuestro marco de referencia para organizarnos y luchar, para demostrar a los trabajadores los límites y alcances de un gobierno que busca conciliar los intereses de clase irreconciliables, el agua y el aceite y que buscará dar un poco de mejoras a una parte del pueblo sin tocar de más los intereses de la burguesía.

Hoy son miles de trabajadoras quienes esperan la anhelada justicia y esta únicamente llegara si nos organizamos de manera independiente, combativa, democrática y con carácter de clase proletario pues ya no podemos esperar que las cosas caigan del sueño ni tampoco podemos esperar nada de los charros, neocharros o del gobierno pequeñoburgués ni mucho menos de sus aliados neoliberales.

Invitamos al pueblo trabajador a unirse a nuestra Organización de Lucha por la Emancipación Popular-Unión Democrática Independiente de Trabajadoras y Trabajadores. Sólo el pueblo verdaderamente salvará al pueblo, sólo nosotros lucharemos de manera consecuente por un salario digno, salario justo y seguridad social; sólo nosotros defenderemos las pensiones, el pego de utilidades, las jornadas de trabajo dignas; sólo nosotros como parte del pueblo en lucha acabaremos de una vez y para siempre con la subcontratación y con todas las formas de flexibilidad laboral que nos dejó el neoliberalismo y que aún siguen vivas.

Es tiempo de defender nuestros derechos laborales y humanos, es tiempo de luchar por la democracia popular y el socialismo, pues sólo esto será garantía de una verdadera justicia para nuestra clase. Por eso, este 1ro de mayo nosotras y nosotros luchamos por:

1.- Justicia laboral y reinstalación para las trabajadoras injustamente despedidas los programas Siempre Vivas y Sembrando Vida, de la alcaldía Iztapalapa y Secretaría del Bienestar, respectivamente; así como de BookMart, Academia Mexicana de Ciencias.

2.- Abrogación de toda forma de subcontratación, basificación para todos los trabajadores subcontratados y juicio y castigo para todos los empresarios o autoridades beneficiadas de esta forma de flexibilidad laboral.

3.- Justicia laboral ya para todos los casos detenidos so pretexto de la pandemia, justicia que llega tarde no es justicia.

4.- Investigación, juicio y castigo a todos los jueces y autoridades cómplices o beneficiarias de las violaciones a derechos laborales y causantes de la dilación en el acceso a la justicia a los trabajadores.

5.- Aumento salarial de emergencia del 100% a todas las personas que ganen el salario mínimo y aumento progresivo del salario mínimo en todo el país hasta llegar a la línea de bienestar de $19,204.00 mensuales en el último año del sexenio.

6.- Por la abrogación de la ley del ISSSTE, respeto a las pensiones y eliminación del esquema de las afores. Jubilación digna para todo el pueblo.

Por un 1ro de mayo combativo y proletario, luchemos por nuestros derechos laborales, contra el neoliberalismo y por la democracia popular y el socialismo.

¡Trabajo digno, salario justo y seguridad social!

¡Destruir el neoliberalismo en los hechos para construir el socialismo!

¡Contra el despojo, la explotación y la represión; resistencia, organización y lucha por el socialismo!

Organización de Lucha por la Emancipación Popular

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

one × 2 =